marcha-lebaniega-177-2.jpg

Al finalizar la etapa en Cicera se planteó la posibilidad de subir a este punto, yo no lo conocía pero… ¡estaba yo como para andar 5 km de regalo! , que va, que va… volví a conocerlo al poco tiempo… en coche jajajaja y lo cierto es que merecía la pena… pero ya veis… volví y allí estaba. Por cierto, la mariposa que veis a continuación… yo saqué una igual cuando volví al cabo de 15 días, supongo que no sería la misma pero era identica…

518-2.jpg

Cuando me veo digo…”estabas jodido, Sito”.

Es cierto, los dias van pesando y los kilómetros también. No soy un andarín aunque mi constitución física pueda decir lo contrario, mis gemelos son de caminante… por eso quizás con poco entrenamiento, lo justo, aguante, pero si son muchos dias…. lo sufro.

508-2.jpg

No, no penseis que voy asi de cargado… el “bordón”, sombrero, gafas,… eso forma parte de mi caminar, la gaita solamente para cuando llego a las localidades o cuando el paisaje me dice “da un poco la lata…” o cuando pienso… “aqui me apetece tocar…”, esta foto es ya casi al final de la etapa y había que meter ruido.

525-2.jpg

El roble es uno de los árboles que mas me gustan y en mi querida Cantabria aún existen bosques de ellos… hay un dicho “es fuerte como un roble”… un árbol sagrado para los Celtas…

Y puedes disfrutar aún viendo las viejas vigas-cargaderos de las ventanucas de las casas… con tiesto incluido para “que no se cuele el gato” y se lleve alguno de los chorizos de la matanza del cerdo… tengamos en cuenta que en los pueblos de montaña la matanza del cerdo era una de las fuentes de subsistencia para todo el año… era “la carnicería en casa”.

488-2.jpg

Y claro, la gente de esos pueblo por los que discurre normalmente poca gente caminando, en años jubilares alguno mas, pero… 550 personas así, en una mañana… y con las pintas que llevamos… pues es chocante y les resulta hasta gracioso ver las “nuevas tendencias” de la moda de algo que ellos posiblemente jamás se pondrían… y que piensan… “¿estos no tendrán otra cosa que hacer?” jajajaja, pues en esa semana no.

496-2.jpg

Al final cuando coronas un puerto o un “Collao” como dicen en esta zona te sientes aliviado… siempre que se sube… hay que bajar y para mi es mas gratificante, no obstante la gente que tiene delicadas las rodillas el descender las empinadas cuestas es un suplicio… y os aseguro que hay mucha gente que se sacrifica para hacerlo… son promesas o retos que se marcan.

504-2.jpg

445-2.jpg

Como os digo, es una auténtica maravilla el ir caminando con el día… con el frescor de la mañana se anda muy bien… unicamente que se tarda en calentar si los primeros kilómetros son por la parte más umbría… pero aun asi con el calor de la charla con los amigos se va haciendo camino como decía el poeta.

Se puede ver incluso la bruma levantarse de los arroyos, esos arroyos que bajan de la montaña con unas aguas limpias y frescas… claro que, a esas horas no apetece meter los pies, al finalizar la etapa si, por supuesto.

464-2.jpg

Después, otro de los alicientes del caminante es pasar, ver y charlar con gentes que habitan esos pueblucos pequeños que son aún más pequeños pero inmensamente sabios ya que están poblados por gente mayor, gente que ha vivido toda la vida allí y que conservan todas las tradiciones y saber, aunque utilicen ya la nueva tecnología por llamarlo de alguna manera….

481-2.jpg

La etapa de El Soplao fué una de esas que de alguna forma te marcan, te dejan tocao… y solamente estás deseando ir a pillar la colchoneta y descansar…

Bueno, creo que no os he hablado de la Intendencia … algo importantísimo en una marcha de estas características… pues “chapeau” (Chapó), magnífica por parte de la organización… en ocasiones además de los lugares donde pernoctabamos, polideportivos en algunos casos, había suplemento de W.C. … puede sonar a risa pero dar cobertura a 550 personas no es cualquier cosa.

Bien, después de un sueño reparador (supongo) nos dispusimos a acometer la 4ª etapa de Celis a Cicera…

Y claro, ya, aprovechando la amabilidad del amigo madrileño… ejercicios de estiramiento para calentar un poco.. yo como hacía fotos pues … calenté menos. jajajaja

402-2.jpg

Es una sensacion muy bonita con los primeros rayos del sol comenzar a hacer ejercicio y más aún caminar…

Además hay que ir empujando al dia para que vaya echando a la niebla..

417-2.jpg

Lógicamente en un CAMINO JUBILAR que discure por donde habitualmente desde el tiempo de la reconquista, y aún antes, pasan peregrinos es normal encontrar iglesias, ermitas y humilladeros…

427-2.jpg

Pero también hay tiempo aparte de para curiosear desde afuera, la caravana no espera…, para disfrutar de la naturaleza y ver cosas como estas… de un castaño.

443-2.jpg

mateando.jpg

Algun@ de vosotr@s ya sabíais que me iba de vacaciones… lejos, a 12.000 kms y tuve ocasión de conocer en persona a gente maravillosa de este mundo virtual… Feri y Palita o Palita y Feri junto con parte de su familia, una acogida calurosa y sincera que ninguno de los seis que componíamos el grupo olvidaremos. También hablé con Yvy Maraney, otra amiga de Misiones… tal vez un día la pueda conocer en persona…

A partir de aqui, y en cuanto tenga las fotos preparadas las iré subiendo en http://xtuco.blogspot.com/ ya que ese país tan inmenso llevaría más de una vida para descubrir, pero gracias a estas amigas hemos vivido un tiempo conociendo de primera mano algunas de las bellezas de Buenos Aires.

Mis amigas me obsequiaron con cosas de su tierra y aunque su cariño no lo puedo mostrar aqui, os dejo uno de sus presentes.

Un beso para tod@s, se os quiere.

La etapa de El Soplao fué una de las que peor se me dieron, vamos, que acabé roto…

Voy a descansar unos días por razones que os contaré cuando retorne al teclado, es un receso para ordenar ideas.

Pero antes os pongo una fábula que mi amiga Angie me pedía en su último comentario… pensé que era una fábula de Samaniego pero no, es de LA VIDA ES SUEÑO, de Calderón de la Barca, ahí os la pongo para que nos demos cuenta de que a veces, siempre, hay otros que están en peores circunstancias que nosotros…

La foto está sacada de internet pero la historia que os digo es esta…

bantoli-130.jpg

Cuentan de un sabio que un día
[Fragmento de
La vida es sueño]

Pedro Calderón de la Barca

Cuentan de un sabio que un día
tan pobre y mísero estaba,
que sólo se sustentaba
de unas hierbas que cogía.
¿Habrá otro, entre sí decía,
más pobre y triste que yo?;
y cuando el rostro volvió
halló la respuesta, viendo
que otro sabio iba cogiendo
las hierbas que él arrojó.

Quejoso de mi fortuna
yo en este mundo vivía,
y cuando entre mí decía:
¿habrá otra persona alguna
de suerte más importuna?
Piadoso me has respondido.
Pues, volviendo a mi sentido,
hallo que las penas mías,
para hacerlas tú alegrías,
las hubieras recogido.